Con el reciente anuncio del inicio de temporada de la Liga Argentina de Básquet, la dirigencia del Naranja anticipó que se mantendrá fuera y buscará refugio en el Torneo Federal.

El principal obstáculo para mantenerse en la segunda división es económico. Petro todavía tiene compromisos pendientes de la última temporada y la falta de ingresos durante el 2020 le impide terminarlos.

Sin embargo, el Club apuntó a bajar un escalón para mantenerse en competencia y por eso hizo la preinscripción al TFB. En los próximos días deberá hacer la presentación oficial para sumarse a la categoría.

Un TFB plagado de regionales

La opción de jugar el Torneo Federal de Básquet seduce a los clubes de Neuquén y Río Negro. La organización apunta a una ronda inicial con “burbujas” regionales que abarata los costos de viajes y permite un calendario completo de doble jornada cada fin de semana.

Para el club será una buena chance de foguear a los pibes de la cantera, que ya vienen de tener roce en las últimas ediciones del Integración casi con los mismos rivales, aunque con las bajas de Santiago Frola y Franco Villalba. Según trascendió, Petro solo apuntarían a sumar un máximo de 4 refuerzos.

Con mayoría de juveniles, Petro jugó el último Integración

Así, la zona se conformaría con el Matador junto a Pérfora, Independiente, ADC (que mira de reojo la posibilidad de saltar a Liga Argentina). A ellos se sumarían los rionegrinos Cipolletti, Cinco Saltos y Deportivo Roca con posibilidad de algún agregado, y habría espacio para un pampeano de la región sudoeste por proximidad.

Otra favorable sería que esta división es más accesible en los requerimientos y, si se juega a puertas cerradas, Petro podría ser local en La Cueva y descartar el alquiler del gimnasio municipal de Cutral Co.

La plaza no se negocia

Si bien la participación en el TFB está casi cerrada, Petro no quiere desprenderse de la plaza que obtuvo en 2015.

La opción más potable depende de un vecino: La ADC tiene todo ordenado y sueña con arriesgarse a jugar en Liga. La oferta de Petro es alquilarle la plaza a los de Centenario y recuperarla para la edición 2022. Sin embargo, aún no hubo propuestas formales.